Parque El Migrante en la mira para volver a ser zona comercial

El proceso de recuperación de la avenida Aviación, iniciado la madrugada del lunes, ha puesto en agenda la necesidad de hallar espacios para reubicar a los vendedores ambulantes que busquen alternativas de formalización. Expuesta esa necesidad, las autoridades han volteado la mirada hacia el Parque El Migrante, construido sobre el antiguo mercado de La Parada.

El alcalde de La Victoria, George Forsyth, ha propuesto que debajo de ese predio público —que tiene una extensión de 3.5 hectáreas— se construya “un gran mercado moderno, con varios pisos” para recibir a vendedores de diferentes rubros. La autoridad edil dijo haber conversado sobre la iniciativa con funcionarios de la municipalidad de Lima.

Al respecto, el alcalde metropolitano, Jorge Muñoz, respondió que “todas las propuestas son escuchadas y evaluadas”, siempre que busquen el “bien común”. “Es una idea que él (Forsyth) ha puesto sobre la mesa y sobre la que vamos a conversar. Es una de las tantas posibilidades. Mucha gente dice que sería un retroceso. Hay que evaluar esta situación”, declaró.

Aunque no es la primera vez que una propuesta similar se hace pública, la discusión sobre su pertinencia ahora es mucho más coyuntural, pues la intervención en la avenida Aviación ha desplazado a miles de ambulantes hacia las calles aledañas.

Las rejas instaladas en las intersecciones de las trece primeras cuadras solo han servido para evitar que los comerciantes informales regresen a la vía principal, que será reabierta al público este jueves.

Es necesario precisar, no obstante, que en el caso de 28 de Julio y Bausate y Meza, avenidas adyacentes al parque El Migrante, la ocupación informal tiene ya varias décadas, pero se volvió crítica en 2012 tras el desalojo de La Parada, pues muchos ambulantes quedaron a la espera de opciones de formalización que nunca llegaron.

Teobaldo Ferro, presidente de la Central Única de Autoempleados de La Victoria Rumbo a la Formalización (Cetrafor), aseguró que han presentado a los municipios hasta tres alternativas para regularizar su situación. Una de ellas incluye el uso por horas de algunos sectores del parque, con las garantías necesarias para evitar una ocupación permanente.

Por su parte, la exjefa del Servicio de Parques de Lima (Serpar), Anna Zucchetti, en cuya gestión se inauguró el Parque El Migrante, consideró que la propuesta de construir un marcado en el subsuelo es viable siempre que se respeten las áreas verdes recuperadas.

«Creo que si no se toca un metro cuadrado de área verde y de parque, la idea es oportuna. La ciudad se construye en tres dimensiones, no solo en la superficie. Si hay una oportunidad de aprovechar el subsuelo y de formalizar a los informales, la propuesta debería ser integral: formalización más nuevos servicios», dijo Zucchetti.

El Parque El Migrante, antes del cierre de calles, era visitado por menos de 1.000 personas al día, según datos del área de administración. Zucchetti argumenta que el aprovechamiento comercial del subsuelo podría ser una estrategia para promover mayor afluencia, pero que Serpar deberá garantizar su condición de espacio público.

Fuente: La República.

Parque El Migrante en la mira para volver a ser zona comercial
Alcalde de La Victoria propone construir un mercado debajo del espacio público. Lima evaluará propuesta. Exjefa de Serpar dice que proyecto es viable si se respetan las áreas verdes.
Parque El Migrante en la mira para volver a ser zona comercial
19 de junio de 2019

El proceso de recuperación de la avenida Aviación, iniciado la madrugada del lunes, ha puesto en agenda la necesidad de hallar espacios para reubicar a los vendedores ambulantes que busquen alternativas de formalización. Expuesta esa necesidad, las autoridades han volteado la mirada hacia el Parque El Migrante, construido sobre el antiguo mercado de La Parada.

El alcalde de La Victoria, George Forsyth, ha propuesto que debajo de ese predio público —que tiene una extensión de 3.5 hectáreas— se construya “un gran mercado moderno, con varios pisos” para recibir a vendedores de diferentes rubros. La autoridad edil dijo haber conversado sobre la iniciativa con funcionarios de la municipalidad de Lima.

Al respecto, el alcalde metropolitano, Jorge Muñoz, respondió que “todas las propuestas son escuchadas y evaluadas”, siempre que busquen el “bien común”. “Es una idea que él (Forsyth) ha puesto sobre la mesa y sobre la que vamos a conversar. Es una de las tantas posibilidades. Mucha gente dice que sería un retroceso. Hay que evaluar esta situación”, declaró.

Aunque no es la primera vez que una propuesta similar se hace pública, la discusión sobre su pertinencia ahora es mucho más coyuntural, pues la intervención en la avenida Aviación ha desplazado a miles de ambulantes hacia las calles aledañas.

Las rejas instaladas en las intersecciones de las trece primeras cuadras solo han servido para evitar que los comerciantes informales regresen a la vía principal, que será reabierta al público este jueves.

Es necesario precisar, no obstante, que en el caso de 28 de Julio y Bausate y Meza, avenidas adyacentes al parque El Migrante, la ocupación informal tiene ya varias décadas, pero se volvió crítica en 2012 tras el desalojo de La Parada, pues muchos ambulantes quedaron a la espera de opciones de formalización que nunca llegaron.

Teobaldo Ferro, presidente de la Central Única de Autoempleados de La Victoria Rumbo a la Formalización (Cetrafor), aseguró que han presentado a los municipios hasta tres alternativas para regularizar su situación. Una de ellas incluye el uso por horas de algunos sectores del parque, con las garantías necesarias para evitar una ocupación permanente.

Por su parte, la exjefa del Servicio de Parques de Lima (Serpar), Anna Zucchetti, en cuya gestión se inauguró el Parque El Migrante, consideró que la propuesta de construir un marcado en el subsuelo es viable siempre que se respeten las áreas verdes recuperadas.

«Creo que si no se toca un metro cuadrado de área verde y de parque, la idea es oportuna. La ciudad se construye en tres dimensiones, no solo en la superficie. Si hay una oportunidad de aprovechar el subsuelo y de formalizar a los informales, la propuesta debería ser integral: formalización más nuevos servicios», dijo Zucchetti.

El Parque El Migrante, antes del cierre de calles, era visitado por menos de 1.000 personas al día, según datos del área de administración. Zucchetti argumenta que el aprovechamiento comercial del subsuelo podría ser una estrategia para promover mayor afluencia, pero que Serpar deberá garantizar su condición de espacio público.

Fuente: La República.

MÁS NOTICIAS